NORWICH 0 WEST HAM 0

Imagen: itv.com

La importancia de sumar fuera de casa

El West Ham no consigue ganar en Carrow Road pero se lleva un punto que sirve para seguir sumando y para acercarse un poco más al objetivo. La defensa y Jääskeläinen fueron claves.



NORWICH CITY
WEST HAM UNITED
Ruddy
Jääskeläinen
R. Martin
Demel
Bassong
Collins
Barnett
Reid
Garrido
O’Brien
Howson
Diamé
Johnson
Noble
Snodgrass
Nolan
Surman
Vaz Tê
Jackson
è  Benayoun 86’
è  Morison 63’
Taylor
Holt
è  Jarvis 57’
è  Kane 71’
Cole
Banquillo
è  Maïga 57’
Rudd
Banquillo
Turner
Henderson
Tierney
Tomkins
Hoolahan
McCartney
Fox
Diarra

Segundo partido fuera de casa del West Ham. El primero fue en Swansea y el resultado fue una pequeña debacle. El equipo de Allardyce no compitió en ningún momento y con la visita a Norwich había que dejar claro que aquello sólo fue un borrón que no debe permitirse con equipos que al final pelearán por los mismos objetivos que el equipo del este de Londres.

El resultado final en Carrow Road dejó un empate que no sabe del todo mal. Todo lo que no sea perder e ir sumando poco a poco es bueno para un equipo recién ascendido. Eso fue lo que se hizo. La “media inglesa” dice que hay que ganar en casa y rascar puntos fuera y eso es a lo que se acercan los números del West Ham.

Primera parte

Sam Allardyce volvió a plantear un 4-2-3-1, lo mismo que utiliza en los partidos en casa y se olvidó del 4-5-1 con Tomkins de mediocentro defensivo que utilizó en The Liberty Stadium. La defensa volvió a mostrarse segura, sin complicaciones y dejando a Jackson descolgado en multitud de jugadas en las que el árbitro pitó fuera de juego.

Nada más empezar, en el minuto cinco, Surman avisó con un tiro cruzado que se marchó lamiendo el poste de la portería de Jääskeläinen pero eso fue lo único que hicieron los locales hasta el minuto 30. Esos minutos fueron más para los visitantes que en dos jugadas pudieron colocarse por delante. Primero Vaz Tê, en una jugada por la banda derecha no pudo batir a Ruddy. El rechace lo cogió Cole y Martin sacó el balón casi en la línea. En el último rechace Taylor envió la pelota fuera pero muy cerca del palo.

Más tarde, en el minuto 19, una jugada por la banda izquierda de O’Brien acabó con el irlandés cediendo atrás a Nolan. El disparo del mediapunta inglés salió centrado y fue bien despejado por el portero local. Tras estas dos claras ocasiones, el West Ham dejó de inquietar a la defensa de los “Canaries” y fueron ellos los que empezaron a desperezarse.

En el minuto 29, una sucesión de tres disparos de Snodgrass, Holt y, por último, Surman, fue bien resuelta por Jääskeläinen con tres soberbias paradas. La cosa no quedó ahí y cinco minutos más tarde, Holt cruzó demasiado una asistencia de Snodgrass.

Desde el minuto 20 hasta el 35, las oportunidades de gol del Norwich pasaron de tres a ocho. Mientras, el West Ham seguía anclado a las cinco que había conseguido en los primeros veinte minutos. Con el acoso local, la defensa hammer tuvo que emplearse a fondo y tanto es así que Collins estuvo a punto de cometer penalti. La repetición deja dudas pero da la sensación de que la falta es fuera del área y así lo señaló Chris Foy poco antes de mandar a los dos equipos a los vestuarios.

Segunda parte

Tras un primer periodo que, a pesar de la ausencia de goles, no resultó para nada aburrido, los segundos cuarenta y cinco minutos sobraron. Los locales lo intentaron más. Su condición les obligaba a ello pero no fue hasta el añadido cuando pusieron en apuros al meta hammer.

El Norwich dispuso de muchas más ocasiones que el West Ham pero todos los remates carecieron de peligro. Jackson, Johnson o Barnett lo intentaron pero blocar sus disparos fueron tarea fácil. Aun con todo, los de casa siguieron intentándolo aunque sin premio.

A partir del minuto 70, los “Canaries” se lanzaron al ataque con más corazón que cabeza. Sus ataques o intentos de ello abrieron huecos atrás para que el West Ham lanzase algún contraataque que acabó definiéndose de mala manera. La incapacidad de los dos equipos en el último cuarto de campo marcó el encuentro y es la explicación del empate a nada final.

Cuando el partido agonizaba y los visitantes ya daban por bueno el punto llegaron las mejores ocasiones para el Norwich. Primero Kane tras un contragolpe y después Snodgrass revolviéndose en el área fueron interceptados por un acertado Jääskeläinen que permitió que su equipo sumase en Carrow Road.

Conclusiones

      - El juego del West Ham volvió a ser previsible y el partido jugado por los de Allardyce no tuvo muchas   
        diferencias con el jugado en Swansea. La única, y determinante, clave fue la solidez atrás.
      
      - A pesar de la mayor cantidad de ocasiones del Norwich el resultado es justo. La calidad de ellas no
        fue la adecuada y resolvieron muy mal todas las que tuvieron.
      
      - Se notó la baja de Andy Carroll. Tras el gran partido jugado por el delantero de Gateshead ante el 
        Fulham, Cole y Maïga apenas entraron en juego y no dispusieron de ninguna ocasión clara.
      
      - La defensa mejora día a día. O’Brien, a pesar de jugar a banda cambiada, hizo un gran partido y Collins y 
        Reid cerraron el paso a Holt, Jackson y Morison a las mil maravillas.
      
      - El próximo partido vuelve a ser en Londres y una nueva victoria pondría al equipo con diez puntos en 
        cinco partidos. Algo inimaginable al comienzo de la temporada.
      
      - A pesar de no hacer un gran partido, un punto fuera de casa vale su peso en oro.

El mejor: Jussi Jääskeläinen. Sus paradas fueron fundamentales para que el West Ham sacase algo positivo de Carrow Road

El peor: Carlton Cole. Estuvo 57 minutos en el campo pero no aportó absolutamente nada.

El dato: 1952. Días que han pasado desde que Yossi Benayoun abandonó el West Ham hasta que ha vuelto.

Próximo partido: West Ham vs Sunderland. Sábado 22 de septiembre. 16:00h.


0 comentarios to "NORWICH 0 WEST HAM 0"

Publicar un comentario